Buscar
  • Fundación Pacto Social

EDUCACIÓN, ENCIERRO Y DELINCUENCIA


Alejandra Ferreiro, El Líbero 10/04/2021


Este último tiempo se ha discutido arduamente si los niños deben o no regresar a clases presenciales en medio de la pandemia del Covid 19. De hecho, hace un par de semanas se presentó un proyecto de ley para que los establecimientos que no alcanzaron a tener actividades presenciales en marzo no puedan iniciarlas hasta encontrarse en Fase 4 del Plan “Paso a Paso”.

Ciertamente que la educación es una puerta de entrada para alcanzar conocimiento, valores, habilidades y una carrera. Pero de lo que no se ha hablado mucho en estos meses de pandemia es de la importancia de la educación como herramienta para alejar a los niños y adolescentes de la delincuencia. En este contexto, cabe preguntarnos: ¿cómo podemos ayudar a una persona a salir de la delincuencia y la droga si es que ni siquiera le damos la oportunidad de educarse? Obviamente que los valores se aprenden en gran parte gracias a la familia, y siempre existe la posibilidad de elegir seguir el buen camino, pero sin educación se vuelve más difícil.

Lamentablemente, esta moción automáticamente obliga a los municipios que decidieron no empezar en marzo a suspender sus actividades indeterminadamente. Lo más preocupante es que parte importante de estos municipios son de comunas tales como Maipú, Santiago, e Independencia, en las cuales existe una alta tasa de delincuencia.

El adquirir conocimiento y habilidades implica un mayor acceso a oportunidades de trabajo formal, lo cual influye positivamente en la vida de los niños y adolescentes. En efecto, existen diversos estudios que demuestran una correlación entre mayor educación y menor delincuencia. Adicionalmente, las personas tienden a identificar a la falta de educación (y el no tener una ocupación) como una de las principales causas del consumo de drogas y la delincuencia.

Por ende, habiéndose demostrado el año pasado que los contagios de coronavirus no ocurren mayoritariamente dentro de los colegios, y que la educación online no se equipara a la presencial, ¿qué justificación existe para permitir que un niño pueda en fase 2 o 3 ir a la feria o al mall, pero no pueda ir a la escuela?

A raíz del encierro y de las cuarentenas, es posible notar una mayor violencia y sobrereacción en las calles. Asimismo, según cifras de la Fiscalía, el último año se ha observado un aumento en los delitos graves tales como homicidio, incendio y secuestro. Por ende, entendiendo la relación entre educación y delincuencia, urge que las políticas públicas y las decisiones se tomen considerando todos los elementos en juego, y no solamente la infraestructura del establecimiento o la voluntad de los profesores. Es necesario analizar este tema desde una perspectiva integral y comprender que la educación es la herramienta principal para avanzar hacia una sociedad más segura, justa e igualitaria.

6 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo